Comprar Graviola

Cómo se toma

¿Cómo consumir graviola de una manera rápida y sencilla?

Como ya hemos comentado, de este  árbol se utiliza prácticamente todo. Vamos a repasar de manera muy breve como tomar su fruta y hojas para que puedas añadirla a tu dieta diaria:

  • Hojas

    • Las hojas se toman habitualmente en infusión. Tan simple como ponerles en agua que llevaremos al punto de ebullición; tras esto apártalas del fuego y deja reposar al menos, 5 minutos. Puedes tomarla como bebida caliente o dejar enfriar y tomarla durante el día. ¡Simple y sano!
  • Fruta

    • Si no te apetece comerla entera, prepárate un rico zumo. Es muy sencillo y puedes consumir esta fruta tan beneficiosa a diario.

Comprar graviola formatos

  • Fruta

    • Si eres amante de la fruta, esta será tu mejor opción. Puedes tomarla directamente o hacerte zumos. Además su sabor tiene una curiosa mezcla entre piña y fresa… ¡tienes que probarla!
  • Cápsulas o pastillas

    • Si quieres disfrutar de todos los beneficios de esta fruta, pero te da pereza preparar zumos, infusiones y la fruta no es tu pasión, la opción de tomarla en cápsulas o pastillas es la tuya.
  • Formato líquido

    • También puedes optar por este formato, que es fácil de ingerir y no requiere preparación. Suele ser aconsejable tomarlo por la mañana en ayunas y sirve como complemento alimenticio, es el más completo y aconsejado.
  • Zumo

    • Otra opción muy fácil es comprar la versión zumo concentrado. Lo mejor de esta opción es que puedes mezclar un poco de este zumo con el que tomas por las mañanas de manera habitual. Así estarás aportando a tu organismo todos los beneficios de esta planta natural sin apenas darte cuenta.
  • Té 

    • Si eres de los que disfruta los tés, esta es tu versión. Tanto si compras las hojas y te lo preparas tú, como si compras el té listo para preparar, disfrutarás de una taza de té caliente de lo más sana y beneficiosa para tu organismo y tu bienestar diario.

En definitiva, el simple gesto de añadirla, en cualquiera de sus diversos formatos, a nuestra cesta semanal de la compra será algo que nos cueste muy poco, pero que nos dará muchísimos beneficios. Nosotros recomendamos tomar 40 mg de extracto seco del fruto de graviola ozonizada (Graviola Prozono). Al fin y al cabo ¿no perdemos nada por ver cómo este beneficioso fruto nos ayuda a mejorar la salud? ¿Te animas?

VOLVER AL FUTURO CON LA GRAVIOLA

La medicina del siglo pasado basó todos sus tratamientos e investigaciones en remedios creados en laboratorios y descartó olímpicamente remedios naturales que forman parte de tradiciones milenarias.

Pero la arrogancia se paga cara. El tiempo demostró que muchas sustancias que eran efectivas y maravillosas, al final tenían efectos secundarios tan peligrosos como la enfermedad que trataban de controlar.

Al final del siglo pasado, la medicina reconoció su soberbia y comenzó a revisar con más detenimiento remedios que forman parte de algunas culturas populares.

Porque los productos naturales tienen una gran ventaja, imposible de obviar: a diferencia de las sustancias creadas en laboratorio, tienen pocos o ningún efecto secundario dañino y muchos efectos secundarIos beneficiosos para otros órganos de nuestro cuerpo.

Por ello se empezó a tomar en serio el consumo de productos naturales, como el que tratamos en esta web. Un árbol con hojas y frutas que se consume desde hace siglos en las zonas tropicales, para el tratamiento de múltiples males.

Ya la medicina moderna reconoce sus beneficios y la estudia para integrarla a los tratamientos del presente y del futuro, en enfermedades tan graves como el cáncer, la hipertensión y la diabetes.

LOS ESTUDIOS HAN DADO FRUTOS

Ya los efectos positivos para el tratamiento de múltiples enfermedades se ha demostrado en laboratorio.

En el tratamiento o formación del cáncer:

Ya ha demostrado su efectividad en la debilitación de la células cancerígenas, inclusive en la de cáncer de páncreas, uno de los más resistentes y el cáncer de próstata, uno de los más comunes, sin dañar las células sanas, como sucede con la quimioterapia o la radioterapia.

También ha demostrado ser muy eficiente, no sólo contra la formación del cáncer de mama, sino en el crecimiento de los tumores ya creados, al limitar la sobreproducción de tejido epitelial.

En el control de la diabetes

Demostró su capacidad de regenerar la células beta de los islotes pancreáticos, que se ocupan de producir la insulina en nuestro cuerpo.

La presión arterial

Los mismos estudios sobre el efecto de la guanábana en el cáncer han demostrado su efectividad para bajar la presión arterial.

Antioxidante, como toda fruta.

Contiene cantidades importantes de antioxidantes, como la vitamina C, lo que aumenta la vida de las células y disminuye el riesgo de los radicales libres y la formación de células cancerosas.

CÓMO CONSUMIR LA GRAVIOLA

Hay múltiples formas, que son las naturales en sus zonas de crecimiento y productos nuevos, creados en base de ella.

Té: simplemente es el uso de la hoja para la preparación de un té, que puede ser consumido en cualquier momento del día.

Fruta: la fruta tiene muchísima pulpa, con un sabor delicioso, lleno de aromas un poco cítricos, pero muy dulce, como la mayoría de las frutas tropicales.

Zumo: se prepara como cualquier zumo de otra fruta, con la ventaja que muchas veces no hay que agregarle edulcorantes, por el dulce de la misma fruta.

Sorbetes o helados: al igual que el zumo, no necesita una preparación especial y lo puedes consumir cuando te provoque.

Zumo o jugo: en la mañana, cuando quieras arrancar con energía o a cualquier hora del día, para recuperarla.

Cápsulas o pastillas: si no encontraste el producto natural, por la temporada, siempre puedes usar este método, que sigue teniendo los elementos 100% naturales de la guanábana aunque recomendamos siempre extracto líquido.

Extracto líquido: la manera más eficaz e inteligente de tomarla, nos aseguramos que todos sus beneficios los tenemos permanentemente en cada ingesta.

EL PASADO SE ENCUENTRA CON EL FUTURO

Extracto líquido de graviola ozonizada: Graviola Prozono es una combinación maravillosa para la prevención y tratamiento del cáncer, porque combina las características citotóxicas de la graviola con las del ozono.